Etiquetas

, , , , , , ,

El único de los complementos que no pasa de moda

Image

¿Cuántas veces prueban dos amigos una misma fragancia y huele distinta en cada piel? El aroma es el documento olfativo  de identidad; es lo realmente único e irrepetible en cada persona. Razón por la que un bebé sabe cuando está en brazos de su madre o motivo por el que un perro puede distinguir dos gemelos exactamente iguales físicamente. El perfume  habla sobre nosotros y actúa como refuerzo de nuestra personalidad, la clásica forma de embellecer el cuerpo que además hace sentir segura a la persona que lo lleva, pues el perfume delata que nos cuidamos o nos preocupamos por nuestra imagen e higiene.

El perfume, afrodisíaco del alma

Dicen que es la mejor arma de seducción, ya que tan sólo un olor es capaz de producirnos placer.  Los mejores maestros perfumeros luchan  tras la búsqueda de una fragancia capaz de excitar por sí misma ya que éstas nos transportan al mundo de las sensaciones y de las emociones; forman parte de nuestra memoria en cuanto a alguien y las extrañamos cuando desaparecen. ¿Cuántas veces dos enamorados se echan en falta tan sólo por su olor?

Todas estas razones nos hacen plantearnos la importancia de encontrar un perfume acorde a nosotros mismos. Para encontrarlo debemos tener en cuenta los siguientes factores:

Los tipos de aromas

  • Florales: Para preservar la masculinidad en este tipo de perfumes, debemos fijarnos en que  tan sólo se componga el perfume de una flor.
  • Cítricos y frutales: Extraídos de frutas como la naranja, el limón, el pomelo y semillas como el jengibre; se caracterizan por su aroma fresco, dinámico y enérgico. Ideal para el día.
  • Exóticos: Su aroma causa excitación; un buen ejemplo es el Ylang-Ylang, el azahar, la vainilla o la pimienta blanca.
  • Resinas aromáticas o ámbar: Fragancias extraídas de la resina de plantas como la mirra, el estoraque, el incienso, el benjuí o bien del ámbar, se caracterizan por ser vigorizantes, masculinas y cálidas.
  • Maderas: Quizás el olor masculino por excelencia; destacan las maderas como el cedro, pachuli, pino o sándalo y las maderas más secas como el cuero, el tabaco o maderas húmedas como el musgo de roble.
  • Canela: Su aroma es seductor e irresistible pero fresco a la vez. Ideal para la noche.

El tipo de hombre

  • Hombre discreto: Debería inclinarse por fragancias que combinen frutales o florales con maderas húmedas como el musgo de roble con un toque de canela.
  • Hombre atrevido: Elegir perfumes que dejen huella e intensos resultado de aromas cítricos y maderas secas.
  • Hombre clásico: La combinación de maderas como el sándalo junto con aromas florales resultan el resultado perfecto.
  • Hombre moderno y juvenil: Debe incorporar en su perfume  esencias cítricas, con exóticas y resinas aromáticas como el estoraque.

Cuidado con la cantidad y los eclecticismos

Un perfume debe percibirse en un radio de 40 cm, razón por la que en parte es íntimo, sin embargo si alguien puede percibirlo desde más lejos significa que nos hemos excedido con la cantidad. Algo precisamente muy común y a la vez  desagradable para quienes están alrededor.

Es indispensable no mezclar distintas fragancias, como por ejemplo  la crema, el desodorante o el perfume. Todas juntas y diferentes a la vez, no funcionan.

Anuncios